La tradición de los Barriletes Gigantes en Guatemala | Aprende Guatemala.com

La tradición de los Barriletes Gigantes en Guatemala

| Por: Leslie
Barriletes Gigantes de Sumpango Sacatepéquez en Guatemala
(Foto: Gio Velásquez)

Los Barriletes Gigantes son parte de las celebraciones del 1 de noviembre, “Día de Todos los Santos”, son una tradición llena de colores y mensajes.

Tradición

Barriletes Gigantes

Fecha

1 de noviembre

Lugar

Santiago Sacatepéquez y Sumpango (Departamento de Sacatepéquez).

Reseña de tradición

El festival de los Barriletes Gigantes es una tradicional actividad que se realiza cada 1 de noviembre, conocido como el día de Todos los Santos.

De acuerdo con la leyenda del municipio de Sumpango, ese día los espíritus malignos invadían el cementerio para molestar a las ánimas buenas que descansaban, por lo que vagaban inquietas por las calles y viviendas humildes del lugar.

La tradición de los Barriletes Gigantes en Guatemala

(Foto: Francois Joseph Berger)

Como cada año ese problema persistía, los habitantes de Sumpango decidieron consultar el fenómeno con los ancianos.

La solución dada por los guías de la comunidad fue forzar a los espíritus a retirarse, mediante el choque de pedazos de papel contra el viento, por ello comenzaron a elaborar cometas o barriletes, algo que permitió que los espíritus buenos se quedaran tranquilos y dejaran de recibir la visita indeseada.

Barriletes Gigantes de Sumpango en Guatemala

(Foto: Bruno Adrian)

Los pobladores suelen visitar y adornar las tumbas de sus seres queridos en el cementerio de la localidad, es en este lugar donde los barriletes gigantes son expuestos y llenan el lugar de colores, tradición y un perfecto arte.

Cada uno es elaborado durante varios meses y guardan distintos mensajes de respeto por las costumbres y amor por la Madre Tierra, sus tamaños tienen un promedio de entre 5 a 16 metros.

Barriletes Gigantes en Guatemala

(Foto: Stuart Photo)

Se cree que los barriletes actúan como mensajeros de paz, porque se les envía un telegrama a sus seres queridos.

Esto consiste en hacer un agujero en un pedazo de papel o cartón y colocarlo en la pita, y en cada vez que se tira de ella, el telegrama se va elevando hasta llegar al propio barrilete, haciendo llegar a su destino un mensaje de bienestar y súplicas de paz entre hermanos.

El 30 de octubre de 1998 esta tradición fue declarada Patrimonio Cultural de Guatemala por el Ministerio de Cultura y Deportes de Guatemala, también recibió la Orden del Patrimonio Cultural por el presidente Óscar Berger Perdomo.

Referencias

Me gusta GUATEMALA.COM